Ciclo cumplido (Huracán 1 - Colón de Santa Fe 3)

Por la fecha 12 del Torneo de Primera División Huracán sufrió otra dura derrota frente a Colón de Santa Fe y se sigue comprometiéndose en la tabla de los promedios.

Ricardo Caruso Lombardi salió a la cancha con un esquema plagado de volantes creativos y un único delantero. Toranzo, Romero Gamarra, Iritier y Mariano González formaron el cúmulo de mediocampistas que no pudieron generar el circuito de juego necesario para generar ocasiones de gol. El costado izquierdo del Globo fue muy bien aprovechado por el conjunto sabalero que atacó mucho por el sector defendido por Luca Sosa.

Matías Fritzler fue lo más rescatable de un primer tiempo en el que Huracán generó una sola situación de riesgo en la que le arquero Jorge Brown le negó el gol a Kaku Romero Gamarra.

Colón se puso en ventaja a los 25 minutos del primer tiempo, tras un doble error de Mario Risso. El defensor central uruguayo, lento de reflejos, regaló un lateral con un rústico despeje y en la jugada posterior perdió la marca del paraguayo Iván Torres quien remató de afuera del área y venció la débil resistencia de Marcos Díaz. 

En el complemento Huracán salió con un esquema ofensivo. Julio Angulo y Lucas Chacana reemplazaron a Patricio Toranzo y Mariano Gonzalez. En la primera jugada del segundo tiempo el extremo tucumano habilitó a Julio Angulo quien desbordó y le metio un centro perfecto al debutante David Depetris que puso el 1 a 1.

De aquí en más el Globo mostró su mejor versión. Con el “Monito” Iritier tirado atrás y los buenos rendimientos de Angulo y Chacana por los costados, Caruso sumó a Germán Lesman para buscar la victoria. Los extremos del Globo fueron una pesadilla para la defensa sabalera y el segundo gol de Huracán estaba al caer.

A los 18 minutos del segundo tiempo Iritier se hizo cargo de la situación pero falló una opción inmejorable desde los 12 pasos, y minutos después Julio Angulo estrelló un remate en el palo. Huracán ya merecía estar en ventaja pero la pelota no entraba. Es inevitable preguntarse si ningún referente debió hacerse cargo del penal.

A los 37 minutos el castillo de naipes que había armado Lombardi comenzó a derrumbarse. Tras un error de cálculo de Carlos Araujo, el ingresado Bernardi definió con clase ante la salida de Marcos Díaz.

De aquí en más fue todo de Colón que decoró el resultado con un verdadero golazo en los pies de Leguizamón tras una serie de toques en el campo de Huracán.

Los jugadores del Globo y el DT, Ricardo Caruso Lombardi, se retiraron del campo de juego bajo una lluvia de silbidos e insultos. En conferencia de prensa el DT, que ganó un sólo partido desde su llegada al club, puso su renuncia a disposición y su situación se definirá el día lunes.

Hace unos días recordábamos el aniversario de la final de la Copa Sudamericana y poco tiempo después nos encontramos peleando el descenso con un plantel cuestionado y un DT que desde el primer momento no tuvo buena recepción en el pueblo quemero. 

El ciclo de Caruso Lombardi en Huracán parece estar termindo y Alejandro Nadur deberá tener la lucidez necesaria para encontrar un técnico capaz de sacar a este plantel de este momento. Esa misma lucidez que no tuvo en los últimos mercados de pases que desembocaron en esta triste realidad.

Huracán peleó la permanencia con Nueva Chicago hasta aquel partido frente a Belgrano de Córdoba y no aprendió absolutamente nada. Los egos de la relación entre el Presidente y el ex entrenador Eduardo Domínguez fueron determinantes para la contratación de los profesionales que integran hoy el plantel del Globo. No aprendimos nada con las contrataciones de Carrera, Gil Clarotti, Bruna o Blázquez. Para este campeonato se encaró el mercado de pases con absoluta irresponsabilidad. Las salidas de San Román y Balbi, por desidia del Presidente -y por falta de una Subcomisión de Fútbol- jamás fueron suplidas con jugadores de nivel. Se le iba a dar confianza al juvenil Müller, pero se dieron cuenta de que no estaba preparado y trajeron sobre la hora a Morales y Garré, que hoy no son tenidos en cuenta. El lateral izquierdo titular termina siendo Lucas Sosa, que debería ser defensor central, y así, este plantel parece estar en caída libre.

Nos hicieron creer que se apuntaban todos lo cañones a la contratación de Lucas Barrios y nunca tuvieron un plan B. El otro jugador pedido por el Cuerpo Técnico jamás fue tentado para jugar en Huracán. Así, encaprichado y encerrado en si mismo, Nadur contrató en un par de horas a dos delanteros que tardaron 12 fechas en ponerse en forma, e invirtió una suma casi millonaria en la renovación de Mendoza.

Podemos tirarle toda la culpa al DT que no eligió este plantel, o a los jugadores por sus rendimientos, pero en Huracán se subestimó la situación y parece que aquello de “relajarse y disfrutar” que sugirió el vicepresidente Sasso, fue tomado muy en serio por los máximos dirigentes de la institución, pero Huracán está al borde del descenso y parece que muchos no se dan cuenta…

 

 


  • DEJÁ TU COMENTARIO
Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algun comentario violatorio del reglamento sera eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptacion del Reglamento
A %d blogueros les gusta esto: