La opinión del hincha Huracán 0 AAAJ 0.

Ante la nueva amenaza de no poder entrar al Duco si no se les abonaba la deuda a los empleados, fuimos marchando al estadio esperando que el plantel nos diera un ”shock de optimismo” luego de la dolorosa derrota en Entre Ríos.

Si empiezo por contarles (suponiendo que no pudieron ver el partido) que Huracán tuvo 5 opciones claras de gol y que el partido terminó 0 a 0, perfectamente podríamos decir que el resultado final fue una injusticia y que jugando así, es mas lo que se va a ganar que lo que se va a perder.  Pero si ustedes vieron el partido, sabrán que esto no fue así y lo de Huracán es alarmante.

El técnico Juan Pablo Vojvoda declaró, ante todos los micrófonos, que la clara intención de él era tener por sobre todas las cosas un equipo intenso.  Intenso porque quería que presionara al equipo rival durante los 90 minutos, ahogándolo, no dejándolo pensar, convertirse en un equipo “insoportable” como lo fue en el primer tiempo contra Boca.  Pero, luego de esos hermosos primeros 45 minutos de ese partido, Huracán dejó de ser.  No tiene una línea de juego definida.  No se sabe muy bien, por lo menos a esta altura, que quiere el DT del equipo.  Por lo menos eso es lo que yo veo.

Los marcadores de punta no hacen pie, Bettini no me conforma para nada y Walter Pérez no es marcador de punta. Y Bareiro quiere salir jugando desde el fondo y se la da a los rivales. Calello demasiado lento y para colmo, luego del reemplazo de Bogado, quedó solo. El mismo Bogado corriendo a todo el mundo pero no juega con la pelota como antes.  Ni que hablar de su famoso tiro desde fuera del área.  Droopy Gómez, el mejor de la cancha, metió dos pases gol pero el 80% de las pelotas que tiene Huracán pasan por él y una gran parte, enorme, decide mal. Y un Garro que ya se está pareciendo a Chichón Nieto. No explota nunca.  Y un Chávez que intenta todo, le pone muchísimas ganas, pero no la emboca como necesita Huracán.

Párrafo aparte para el ingreso de Lucas Barrios.  El jugador entra en el segundo tiempo y la gente lo silva desde el mismo momento que toca el césped.  Y él responde con nada, ya no tiene armas como para estar jugando en un equipo de la Superliga.  Es un pecado dilapidar una carrera brillante con la imagen que se muestra en el estadio y en la TV para todo el país.

Vojvoda tiene que empezar a hacer cambios en la alineación titular porque el equipo no arranca y lo que es peor: cada vez se baja más.  Y si se entra en un tobogán descendente los problemas serán otros.

El domingo que viene nos toca NOB en Rosario.  Otro partido de hacha y tiza contra nuestro querido Kudelka.  El local en descenso directo y si bien son dos horas mas tarde que el partido con Patronato, es temprano.  Espero que se encuentre el equipo y que entren despiertos.

 

Abrazo Quemero!!

Carlos Biondi.

 


  • DEJÁ TU COMENTARIO
Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algun comentario violatorio del reglamento sera eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptacion del Reglamento