Persecución política y falta de ética, por Jorge Sasson.

Entre la Persecución Política y la Falta de Ética

Con el correr de los días y los sucesos de estos tiempos de largo aislamiento, el Pueblo Quemero parece andar a los saltos y la Institución a lo tumbos.-

Pocos días atrás fue publicada la resolución del Tribunal de Honor que, hasta el momento de la investigación que desencadenó en la condena sancionatoria al Presidente, no había merecido objeción alguna por parte de éste ni de quienes, hasta ahora y eventualmente, lo secundarán en las próximas elecciones.-

Dias antes de decretarse el aislamiento como consecuencia de la declarada pandemia (COVID19), nos enteramos que el Presidente había sido sancionado por el Tribunal de Honor, por 5 votos a favor y 1 en contra, con seis meses de suspensión como socio del club.-

Dicha sanción puede resultar sorprendente si tenemos en cuenta: a) el acatamiento férreo y a libro cerrado que, respecto de sus actos, han dispensado al Presidente sus compañeros de CD a lo largo de casi 9 años ininterrumpidos de gestión de gestión y b) la confianza ciega y varias veces unánime que la Asamblea de Representantes de los Socios ha puesto de manifiesto profesarle, al aprobar cada uno de los Balances que hubo presentado.-

A caballo de una primera presidencia rescatable que sacó a la Institución de un pantano dificultoso y los logros de 2014/2015 (Ascenso, Copa Argentina, Supercopa y Final de la Sudamericana), su poder se acrecentó enormemente, pero de manera peligrosa, porque, a partir de allí, gobernó solo, a su gusto, placer y arbitrio.-

Se le permitió hacer lo que quiso, haciendo y deshaciendo a su antojo.- Desde el pedestal de los logros obtenidos luego de mas de 40 años de sequías se sintió el Ducó contemporáneo o, quizás, mas; resolvió, con total inoportunismo y carencia de mirada estratégica, cerrarle la cancha a miles de hinchas en una instancia deportiva superlativa de nuestra historia deportiva: la semifinal con River Plate por la Copa Sudamericana.- A partir de allí ya nada lo detuvo.-

El oportunismo por lo efímero (hacer socios golondrina) se hizo inoportunismo de cara a lo perdurable (llenar la cancha y mostrar al mundo el poder de convocatoria de nuestro Club, una imagen única y potente que podría haber ayudado, incluso por el aliento de la hinchada, a ganar el partido de local y, por ende, la Copa).-

No hubo un solo Directivo que se opusiera a dicha medida, obscenamente contraria a la función social irrenunciable que debe cumplir de nuestra Institución ?.- Tampoco lo hubo para casi todo lo que vino después ?.-

Sabido es que, mientras la pelota entra en arco del contrario, los ojos quemeros solo se posan en el césped del Palacio.- Quienes esgrimíamos algunas razones respecto de irregularidades en el manejo de las cosas éramos acallados con descalificaciones escudadas en los resultados deportivos, claramente efímeros y aleatorios cuando, como en el caso de la actual gestión de casi 9 años ininterrumpidos, se trabaja sin un Proyecto Institucional.-

Le asiste la certeza al Presidente cuando dice que si bien actuó solo, lo hizo con el consentimiento expreso o tácito de sus compañeros de CD y con el aval de la Asamblea, año a año, la que casi no hizo observación alguna a su gestión.- Y es cierto que él no firmaba solo los contratos, como tampoco firmó solo aquellos contratos que motivaron su suspensión.- Pero calla respecto de su actitud de hacer depender al Club y a la Dirigencia de su billetera o la de los usureros de su entorno.-

Como ocurre tanto en las películas como en la Historia, aquellos que se erigen en Todopoderosos en base a la necesidad ajena (la de nuestro Club) terminan mal.- Y terminan mal porque el Poder envilece a los Egos, sobremanera cuando carecen de educación ética y equilibrio espiritual.-

Allí es cuando la palabra del que disiente con sus arbitrios se convierte en moneda vil y quien la porta un saboteador de la institución, porque el Todopoderoso cree suyo lo que administra de otros e identifica lo administrado con su persona.- Criticar al Presidente, se traduce en un ataque a Huracán.-

Lo que vemos de esta historia es que hay pocos inocentes, algunos pusilánimes y muchos obsecuentes.- Cada uno defendiendo su silla, su cuotita de poder, por mas escaso que sea: Protocolos, Carnet, una camiseta, etc., todo a costa y cargo del Club.-

Con la toma de decisiones de manera unipersonal y el manejo de los ingresos y egresos de los fondos, nuestra institución social se convirtió, virtualmente, en una empresa particular del Presidente, en la que el fin social fue desvalorizado hasta caer muy por debajo del fin de lucro.-

No hace falta detallar ni explayarme acerca del estado de nuestros edificios, del funcionamiento de las disciplinas deportivas, de lo que ocurre en la Divisiones Inferiores y de las mejoras derivadas de donativos y actos de buena voluntad de soci@s.- Es algo que está a la vista de quien quiera ver.-

El Presidente, es evidente, ha caído en desgracia.- Ha perdido el sostén de la Agrupación que lo ha llevado y sostenido en el poder y que mueve, hasta hoy y desde hace décadas, el amperímetro de la política interna.-

Resulta claro que, de haber hecho las cosas de manera medianamente decorosa, hoy el Presidente no estaría padeciendo, según sus palabras, “persecución política”, porque se le permitió todo, incluso cosas con contenido ético similar al del caso que ha originado su suspensión.-

Mal que le pese al Presidente y a su séquito de lenguaraces obsecuentes, cada dia se lo vé mas solo y desnudo, por tres cuestiones de hecho, según mi parecer: 1) el delicadísimo estado financiero de la institución que compromete gravemente la integridad de su patrimonio y su futuro; 2) la debacle deportiva del plantel profesional de fútbol; 3) las elecciones.-

El destrato personal, las contradicciones manifiestas al transmitir los detalles de sus actos de gobierno y el desprecio por elementales normas de convivencia democrática que deben imperar en todo cuerpo colegiado (ser informado, deliberar, votar) han llevado al Presidente a su decadencia.-

De la resolución del Tribunal de Honor surge, con toda claridad, que el Presidente ha sido sancionado por: a) sus violaciones sistemáticas al Estatuto; b) haber renunciado gratuitamente y sin autorización alguna, a un derecho millonario que poseía el Club (50 % del pase de Wanchope, valuado por él mismo en U$D 4.000.000) y c) haber dispuesto la casi totalidad del dinero recibido por la indemnización civil abonada por el citado jugador (U$D 1.950.000) en favor de empresas a él vinculadas, dejando al Club en virtual estado de cesación de pagos e inerme frente a la sanción de la Superliga.-

Respecto de a): El Presidente dice ser un perseguido político, pero su excusa justificatoria brindada al Tribunal ha intentado sostenerse en que la ilegalidad continua (“actué igual desde que asumí”) legaliza, por sí, la ilegalidad posterior (caso Wanchope).- Ello resulta tan antijurídico y aberrante como la de justificar la violencia de género de un hombre porque la mujer viene recibiendo golpes desde hace años en silencio.-

Respecto de b): el Presidente dice ser un perseguido político, pero la realidad es que renunció gratuita e inconsultamente a un Derecho millonario (50 % del valor del pase de Wanchope) que detentaba el Club, sin facultad alguna para ello (el art 945 del CCCN es muy claro al respecto), hecho que torna nula dicha renuncia y por, ende, reclamable a Boca Juniors.- El Presidente no pudo ignorar que el contrato que Wanchope rescindía era ajeno a los Derechos Económicos renunciados, por la sencilla razón que dicho contrato carecía de entidad Federativa (no se hallaba registrado en AFA) y, por ende, le resultaban inaplicables las normas federativas establecidas para la rescisión de un contrato deportivo vigente.- Es algo que se le escapó al Tribunal de Honor al evaluar el accionar ético del Presidente y cuantificar la sanción impuesta.- Seis meses son exiguos.-

Respecto de c): el Presidente dice ser un perseguido político, pero la realidad indica que apuró el cierre de la negociación con Boca Juniors, entre gallos y medianoche y a las apuradas, para destinar los fondos percibidos a sus empresas, Automotores San Jorge SA y Thaum SA, hecho que consta en los libros contables del Club.-

El Presidente dice ser un perseguido político porque la sanción del Tribunal de Honor, aduce falazmente, intenta sacarlo de las próximas elecciones.- El Presidente olvida o parece no advertir que ha sido víctima de sus propios actos, carentes de toda ética dirigencial y en las antípodas de la lealtad que debe profesar por el Club que preside, del que dice ser hincha y por cuyos intereses debe velar conforme a su rol institucional.-

El Presidente dice ser un perseguido político, pero para justificar sus actos ante la masa societaria cae en obscenas contradicciones tergiversando los hechos, se vale de falacias argumentales, falta a la verdad sin sonrojarse y acusa al aire y a cualquiera por los males padecidos.-

El Presidente dice ser un perseguido político … pero se equivoca al no advertir que es el contenido ético o, mejor dicho, la vacuidad ética de sus actos la que le sigue los talones como si fuera su propia sombra.-

El Presidente sigue diciendo que es un perseguido político denigrando a los demás, sean pares de CD, autoridades de la institución (como el tribunal de Honor) o miembros de las Agrupaciones que manifiestan aspiraciones dirigenciales, aferrándose al último tronco que flota y le ofrece el río.-

El Presidente ya no es digno de ocupar el mas alto cargo de nuestra querida institución y menos lo es, para seguir siendo socio del Club cuyos intereses ha traicionado de manera vil y manifiesta.-

Con el agua al cuello vocifera, se excusa sin razones y acusa sin sentido, convertido en un grotesco fantasma de sí mismo, en una muy desgajada imagen de lo que parecía ser allá lejos y hace tiempo.-

Abrazo Quemero

Jorge Sasson.

 

 

 


  • DEJÁ TU COMENTARIO
Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algun comentario violatorio del reglamento sera eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptacion del Reglamento